Skip to content

Piernas de pollo caramelizadas con melaza de durazno

  • Cantidad: 6 porciones
  • Tiempo de cocción: 48 minutos
  • Preparación: 15 minutos

Ingredientes

Glaseado de melaza de durazno
  • 1 taza de conserva de durazno o melocotón
  • 1 cucharada de mostaza Dijon
  • 1 cucharada de salsa de soya
  • 4 cucharaditas de melaza
  • 10–12 piernas de pollo (drumsticks)
  • mostaza amarilla
Aliño seco
  • 1¼ cucharaditas de paprika
  • 2 cucharaditas de sal de ajo
  • 4 cucharaditas de pimienta negra

Instrucciones

En un tazón pequeño, añade los ingredientes del aliño seco y mézclalos bien. Cubre cada pierna de pollo con una capa ligera de mostaza amarilla. Sazona cada pieza con el aliño seco (aproximadamente 1 cucharadita por pierna de pollo).

Prepara un fuego de dos áreas para cocción indirecta, colocando los carbones calientes en un solo lado de la parrilla, mientras dejas el otro lado vacío. Cuando la temperatura de la parrilla alcance 300°F aproximadamente, coloca las piernas de pollo en la parrilla sobre el lado sin carbones. Cierra la tapa y deja que se cocinen durante unos 40 minutos en calor indirecto, o hasta que la temperatura interna del pollo alcance los 175–180°F.

Mientras que el pollo se cocina, combina los ingredientes del glaseado de melaza de durazno en una licuadora o procesador de alimentos. Mezcla el glaseado hasta que esté suave y viértelo en un recipiente poco profundo.

Retira las piernas de pollo de la parrilla y sumerge cada una en el glaseado. Colócalas de nuevo en la parrilla, cubriéndolas con la tapa, y deja que se asen en calor indirecto durante 8 minutos o hasta que la salsa se caramelice. Retira las piernas de pollo de la parrilla y sírvelas.

El sabor del durazno, melocotón o albaricoque en el glaseado se complementa con el sabor frutal de la madera del manzano en el carbón.

  1. Crédito: Chris Lilly
Top